El pasado 16 de junio comenzó el Campeonato Panamericano de balonmano masculino, en Nuuk, Groenlandia, torneo que concluye el día 24 y que otorga tres cupos para el Mundial de 2019.

En un inicio la selección cubana estaba presente en el programa de competencias, junto a otros 11 equipos pero, a última hora, los organizadores del torneo ajustaron el calendario. Tras la actualización, Cuba no aparecía por ninguna parte.

Este miércoles, la Federación Cubana de Balonmano emitió un comunicado donde explica los motivos de la ausencia de Cuba.

“El comité organizador (…) previó un vuelo chárter desde Panamá, pasando por la ciudad de Gander, en Canadá, con el fin de habilitar combustible”, dice el comunicado.

Sin embargo, señala la Federación que los miembros del equipo nacional de balonmano no pudieron obtener la visa de tránsito, exigencia migratoria de Canadá.

La Federación Cubana de Balonmano reconoce que, junto al INDER, realizó los trámites pertinentes “para obtener, en primer lugar, el visado a Groenlandia ante la embajada de Suecia en La Habana, y luego presentar ante la Embajada de Canadá en nuestra capital la solicitud de visa exigida.”

Pero los trámites demoraron demasiado, según señala el comunicado oficial de la Federación.

Ante esta situación “se buscaron alternativas con los organizadores y el patrocinador de nuestro deporte para viajar a Groenlandia vía Europa, basados en la visa Schengen obtenida en la embajada de Suecia. Estas acciones no tuvieron éxito”.

La Federación Cubana desestima noticias aparecidas “en medios de prensa extranjeros” que explican las causas de la ausencia de Cuba a partir de irregularidades en la preparación del torneo, mal trabajo de la Federación Internacional de Balonmano y del comité organizador.

“Los gastos de todo este proceso fueron asumidos por el INDER (…), los organizadores mantuvieron sistemática y oportuna comunicación con nuestra Federación, en aras de garantizar la presencia del equipo cubano”, aclara la nota de la parte cubana.

Según Enrique Delisle, director técnico del elenco masculino cubano, nuestro país iba a competir con la aspiración de quedar entre los tres primeros lugares y clasificar para el Mundial de Alemania y Dinamarca, programado para enero de 2019.

Cuba no asiste a un Mundial de Balonmano desde 2009.

A inicios de abril —entre el 3 y el 9— el equipo cubano participó, con éxito, en el torneo para Norteamérica y el Caribe (NORCA), en la capital mexicana.

Los cubanos quedaron en el primer puesto y clasificaron al Panamericano de Groenlandia.

En el NORCA, el equipo Cuba concluyó invicto, con balance de cuatro victorias y un empate. En el torneo participaron Canadá (2do.), Puerto Rico (3ro.), México (4to.), Estados Unidos (5to.) y República Dominicana (6to.).