En el contexto actual, cada vez es más habitual que pasadas las tres décadas de vida algunos atletas logren alcanzar resultados notables. Así ocurre ahora con Orestes Torres, Lisván Valdés y Yoan Luis Haití, tres experimentados jugadores del baloncesto cubano que brillan en la Liga Mayor de El Salvador (LMB).

Torres es el de más recorrido en el certamen élite de la nación centroamericana, con ocho campeonatos (se juegan dos torneos anuales), en las cuales atesora ya tres títulos, con el club Denver-Fas (Clausura de 2015), el Santa Tecla (Clausura de 2016) y los Brujos de Izalco (Apertura de 2018), su actual elenco.

Orestes Torres con el trofeo de campeón con los Brujos de Izalco en el torneo Apertura 2018. Foto: Diana Elizabeth León Toledo / Brujos de Izalco BKB.

Orestes Torres con el trofeo de campeón con los Brujos de Izalco en el torneo Apertura 2018. Foto: Diana Elizabeth León Toledo / Brujos de Izalco BKB.

El habanero, de 31 años, es uno de los mimados por la afición del deporte ráfaga en suelo salvadoreño, admirado tanto por los seguidores de su conjunto, como por los contrarios, quienes reconocen su entrega, deportividad y excelente rendimiento.

Tuvo promedios superiores a 17,5 puntos por partido en los siete certámenes previos, con destaque para el Apertura de 2016, en el cual comandó el Denver con 21,52 unidades por encuentro. En la pasada lid, a inicios de este año, cuando guió el cetro de los Brujos, su media fue de 20,52 cartones, ocho rebotes y tres asistencias.

En la actual temporada se incorporó tarde a los Brujos, pero en ocho desafíos suma 165 tantos, unos 18,38 por choque, con nueve rebotes, tres asistencias e igual número de tapones en cada juego.

Sin embargo, los números de Torres no han sido suficientes para que los actuales monarcas salgan de su mala racha en el torneo, en el que exhiben balance negativo de tres triunfos y siete derrotas, que los ubica en el quinto puesto de la justa.

Orestes Torres. Foto: Diana Elizabeth León Toledo / Brujos de Izalco BKB.

Orestes Torres. Foto: Diana Elizabeth León
Toledo / Brujos de Izalco BKB.

Cubanos encendidos

Lisván Valdés (30 años) y Yoan Luis Haití (36), por su parte, sí viven momentos felices en el Santa Tecla, pues a sus buenas faenas individuales se suma el excelente paso colectivo con siete éxitos y tres fracasos, válido para situarse terceros en la tabla de posiciones de la liga.

Las estadísticas colocan a Valdés, de La Habana, con una media de 18,13 puntos, 7,13 rebotes y dos asistencias, para ser uno de los líderes de los tecleños.

Con cinco torneos de experiencia en El Salvador, el capitalino está acostumbrado a comandar el aporte ofensivo de sus elencos, tal y como hizo con los Halcones de Sonzacate, con quienes estampó la friolera de 23,14 unidades por encuentro en el Apertura 2018.

También suma una corona, la conseguida hace dos campañas con el propio Santa Tecla, cuando él y Torres integraban la “dupla del terror”.

Lisván Valdés y Orestes Torres. Foto: Diana Elizabeth León Toledo / Brujos de Izalco BKB.

Lisván Valdés y Orestes Torres. Foto: Diana Elizabeth León Toledo / Brujos de Izalco BKB.

Quien más minutos tiene sobre sus espaldas es el avileño Yoan Luis Haití, con recorrido por el baloncesto de Venezuela, Panamá y cuatro eventos de la LMB con los clubes Asociación Deportiva Isidro Metapán y Sonsonate BC.

A los 36 años, el “Papa” no tiene la misma agilidad de antes, pero sigue mostrando una fuerza increíble en las tablas con 10,25 rebotes por juego, efectividad en las asistencias con 3,38 y sin ir demasiado en busca del aro logra, desde la media y la larga distancia, anotar 10,75 cartones por choque.

En la presente temporada, además de Torres, Valdés y Haití, dos entrenadores cubanos llevan las riendas de sus equipos, el habanero Rainel Panfet (Santa Tecla) y Alberto “Lalo” Castillo (Brujos de Izalco).

En años anteriores, la Liga Mayor de El Salvador recibió a otros antillanos, entre ellos el artemiseño Osmel Oliva, el villaclareño Joel Cubillas y el habanero Arlen Alorda.

Esta vez, son tres los cubanos que encienden la liga, brillan en cada partido y se burlan del dios Cronos.

Javier Justiz a semifinales del Super 20