Cuando entrevisté a Miguel Borroto hace unos años, llevaba cerca de una década formando parte del club profesional mexicano Piratas de Campeche encargado de escautear a las jóvenes figuras. Me llamó la atención cómo nuestro país podía prescindir de un técnico con ese tipo de visiones y de tanta experiencia acumulada.

El director más ganador en la historia de la provincia de Camagüey en Series Nacionales, campeón mundial y panamericano al mando de la categoría 15-16 años, siempre estuvo dispuesto a dejar su contrato profesional para regresar a su tierra y “coger el toros por los cuernos”. Así me lo hizo saber en aquella oportunidad y así lo cumplió cuando fue convocado por los directivos provinciales.

La otra parte de la historia es bien conocida, un resurgir del equipo camagüeyano bajo su mando al punto de encontrarse al final de la primera fase del campeonato en la cima de la tabla de posiciones, lo ha catapultado a tomar las riendas de la selección nacional que asistirá al torneo Premier 12 en busca de un boleto para las olimpiadas de Tokio 2020.

Play Off Magazine lo encontró en los predios del Latinoamericano en medio de un entrenamiento del team Cuba y accedió a dejarnos algunas consideraciones sobre la dirección del equipo y su participación en tan importante evento.

Miguel Borroto

Muchos aficionados piensan que el director del equipo Cuba -independientemente de su experiencia y conocimiento- no debería dirigir un equipo en la Serie Nacional. ¿Qué piensa de esto?

“Pienso que, en nuestro país de acuerdo a sus resultados, el director del equipo Cuba debe dirigir en la Serie Nacional. Así estará relacionado directamente con los peloteros, enfrentándose a todos desde el terreno y vestido. Creo que de esta manera podrá hacer una valoración más exhaustiva de como ellos están.

Además, siempre prevalece el ejemplo del que está dentro del terreno. En ocasiones cuando yo llegué a los equipos nacionales en la década del 80 esto se instauró y trajo problemas con las preselecciones, te digo que eso causaba hasta disgusto en los peloteros.

Al atleta le gusta ver a su director luchando ahí con ellos aunque sea su contrario. Cuando ve como tú te desgastas ahí, él sabe que será dirigido por un verdadero hombre de campo y le va a rendir más porque se solidariza con el esfuerzo”

Una de las claves para triunfar en un juego de béisbol es el conocimiento del contrario. ¿Realmente asistirán al Premier 12 conociendo las debilidades y los puntos fuertes de los rivales?

“Para triunfar en la dirección más que conocer al contrario debes tener un amplio conocimiento de tus peloteros. Al dominar las características individuales de ellos, uno puede imponer sus tácticas y cuando eso se hace bien tiene que prevalecer contra el contrario.

¿Cómo uno penetra al rival, cómo lo debilita? Eso sólo se hace con tu táctica, con la capacidad de acción de cada hombre puesto en función de lo que uno quiere demostrar, sacándole a cada atleta lo mejor de sí para obtener un buen resultado.

Pienso que este grupo de jóvenes que estamos formando aquí, en base a la unión y la dinámica de equipo con líderes más experimentados, tienen que tener resultados favorables.

Los contrarios se van a conocer por videos. No tenemos posibilidades de jugar varios juegos contra nuestros rivales allí, pero le vamos a imponer un sistema agresivo para que ellos no tengan posibilidad de reaccionar contra nosotros”

¿Por qué motivos los aficionados tienen que confiar ahora en este equipo dirigido por Miguel Borroto, teniendo en cuenta los recientes resultados negativos de la selección nacional en otros eventos?

“No soy mago, realmente di un golpe de suerte con Camagüey porque tengo varios talentos allí. Lo que me puede ayudar a tener resultados es que todos los peloteros están jugando. No hay entrenamiento más importante en el béisbol que jugar. Ahora mismo hay varios jugando en los comodines, eso es muy positivo. Todo el que está aquí concentrado llegó con “el bate encendido”. Aquí están los que deben estar.

Quiero decirle a la afición que Borroto no es el que determina y quiero pedirle que le dé un voto a esta dirección. Hay un colectivo técnico con el apoyo de Rodolfo Puente, Pedro Medina, el profe Cortina y Andrés Ayón, que son hombres de béisbol y se han unido a este excelente grupo. Entre todos determinaremos quienes serán los que nos pueden tributar más para conformar nuestra táctica y penetrar al contrario”.

¿En qué se diferencia dirigir en Camagüey y estar al mando del equipo Cuba?

“En el equipo Cuba se pueden aplicar mejor ciertas tácticas de juego que en uno de los 16 equipos de la Serie Nacional. Aquí podemos trabajar con abridores, lanzadores situacionales, relevistas largos y cortos y cerradores, porque está la calidad concentrada.

Yo tengo como concepto que tienen que haber dos tipos de relevistas. Ese que viene con hombres en bases y tiene que dar strike o viene con la misión de dominar al rival, y el otro que puede ser cualquiera y viene a abrir una entrada. Para mí es lo mismo abrir el cuarto inning, que el sexto, que el primero. Ese viene a lanzar de frente y sin hombres en bases, está haciendo una apertura.

El béisbol profesional nos aventaja en esto, se puede hacer una especialización y nosotros con tantos equipos en la serie, no podemos. Eso solo se podría hacer si tuviéramos seis equipos en competencia. Eso daría un vuelco total en la táctica de juego”.

En eventos internacionales algunos especialistas critican la forma de dirigir de los managers cubanos, alegando que el béisbol ha cambiado su filosofía de juego. ¿Cuál es su opinión al respecto?

“El béisbol no ha cambiado, la táctica no ha cambiado. Un colectivo técnico tiene que dirigir dependiendo de lo que sus hombres sean capaces de hacer, de sus habilidades. No puedo ahora con un equipo lento poner la velocidad en función de la ofensiva y si no tiene hombres de fuerza no se puede jugar al batazo.

Hay que buscar un balance y en base a eso, implantar una estrategia de juego en dependencia de los atletas que dispones y de lo que son capaces de hacer en el campo”.

¿Ya tiene una alineación confeccionada y designados los lanzadores abridores para el Premier 12?

“La alineación que abrirá en el Premier 12 no se puede decir desde la Habana, estamos concentrando a los jugadores y los conocemos a todos pero hasta que no juguemos esos cuatro partidos previos en Taipéi de China no lo podemos saber. Los peloteros mantienen la forma deportiva varios días y después se caen, eso es una cosa normal y ondulatoria. Por eso cuando se escautea al contrario no importa cuánto está bateando, sino como está en los últimos partidos.

Nosotros vamos a hacer un viaje largo, vamos a aclimatarnos a la situación geográfica y la diferencia de horarios. A partir de allí los que estén en mejor forma deportiva y cumplan el balance defensa-ofensiva, serán titulares. El béisbol solo no es batear, muchas veces defendiendo se evitan carreras. La alineación también se hará a partir de las características del contrario.

Los abridores no los podemos decir todavía, quizás como amigo te lo pueda decir, pero desde ahora no podemos darles esa ventaja a nuestros rivales”.

¿Se podrán lograr los objetivos trazados para un evento competitivo donde estarán los primeros 12 países en el ranking beisbolero mundial?

“El primer objetivo es lograr a toda costa el boleto olímpico porque después no tenemos garantías en otra competencia y no sabemos cuándo el béisbol estará nuevamente en el programa de los Juegos. Tenemos que aprovechar todas las posibilidades.

El equipo no está malo y es competitivo. Nuestro deber es imprimirles a los peloteros una mentalidad ganadora porque son ellos los que van a jugar. Soy optimista, de lo contrario no estuviera aquí».