Foto: Warren Toda / EFE

Pensamos que no llegaría nunca el final, pero la carrera de Mijaín López tiene fecha de caducidad: el mejor luchador cubano de todos los tiempos afirmó que se retira después de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

“Después de Tokio me retiro. Ya está decidido. ¿Por qué? Bueno por la edad que tengo, quiero descansar y porque ya hay que darle la oportunidad a las nuevas generaciones”, dijo a Panam Sports el tres veces monarca olímpico.

El gigante cubano dijo “quiero despedirme por supuesto ganando mi cuarta medalla de oro olímpica. Para eso me estoy preparando y estoy seguro que lo voy a lograr”.

Con su retiro una vez finalice Tokio 2020, Cuba pierde al más grande de los deportistas que quedan en activo en la Isla, y uno de los mejores de la historia de su especialidad a nivel mundial.

La clave para rendir a su edad “es trabajar mucho, la disciplina y esforzarse al máximo por los colores de tu país”, dijo.

Mijaín aseguró que está completamente confiado en obtener el oro en Japón, para despedirse a lo grande, pese a la presencia de su gran rival, el turco Riza Kayaalp.

“Está el turco que es un gran exponente, pero yo siempre digo que todos son muy difíciles como contrincantes, porque ellos van a entregarse por enteros y uno tiene que ir muy bien preparado para poder ganarles a todos”.

Además, contó qué hará una vez se retire: “Primero quiero darme un gran descanso.  Pero luego, quiero ayudar a todos los jóvenes de mi país y poder entregarles toda mi experiencia y conocimientos en el deporte.