A falta de algunos clasificatorios por realizarse para los próximos Juegos Olímpicos, Cuba destaca nuevamente como uno de los países de referencia en la lucha, con 12 boletos en su poder hasta la fecha entre hombres y mujeres.

Recientemente, la Unión Mundial de Luchas (UWW, por sus siglas en inglés) actualizó los países con cupos en los diferentes estilos, y sobresalió que la Isla marcha detrás de otra potencia como Estados Unidos, que acumula 15 hasta el momento, y por delante de otras naciones destacadas, como Rusia (9), Kazajistán (8) y Japón (8).

El semanario Jit explica que, hasta este momento, han sido entregados 48 boletos repartidos en el Campeonato Mundial de Luchas de Nur Sultán 2019 y en el torneo preolímpico americano, celebrado en marzo pasado en Ottawa, Canadá. Los otros clasificatorios continentales y el mundial, fueron aplazados por la COVID-19.

En la lucha, las clasificaciones no corresponden a un nombre en específico, sino que el país, una vez obtenido el cupo, decide quien lo representará. No obstante, la Isla tiene nombre muy conocidos que no deberían faltar en Tokio en 2021.

Estos son los casos de sus dos campeones olímpicos en activo, de Río 2016, ambos en el estilo clásico: Ismael Borrero y Mijaín López.

El primero asistirá en otra división distinta a la de la cita brasileña (allí fue en 59 kg), mientras Mijaín es una de las grandes atracciones, al optar por su cuarta medalla dorada.

Precisamente el Gigante de Herradura, quien había anunciado su retiro después de estos juegos, hizo pública su decisión de postergar la despedida para el año entrante, para buscar la hazaña que ningún otro luchador ha logrado antes.

Considerado uno de los mejores luchadores de la historia, el grequista dijo al espacio deportivo del Noticiero de la Televisión Cubana que no se retira, y que habrá que contar con él para el año entrante.

“Viejo es quien quiera sentirse Viejo. Me siento en condiciones, con la salud perfecta”, afirmó.

Esta buena cantidad de plazas aseguradas confirma que la lucha, con sus diferentes estilos, es una de las grandes esperanzas de la delegación cubana de obtener medallas doradas que la catapulten en el medallero.

En la grecorromana es donde se sitúa en estos momentos el mayor poderío cubano, pues es el país con más clasificados, con seis y, precisamente, de este estilo son Borrero y Mijaín, al tiempo que para este último hay un suplente de lujo, Oscar Pino, subcampeón del mundo en la pasada cita universal. Las restantes plazas de la Isla están repartidas en tres en la libre y otras tres entre las mujeres.

Con una fortaleza conocida en deportes de combate, la lucha, junto al boxeo y el judo esta vez en menor medida-, se unen al atletismo como las grandes apuestas cubanas de medallas para la cita.

De hecho, 4 años atrás, en Río 2016, las cinco doradas de repartieron en dos para la lucha y 3 para el boxeo.  

Mantente actualizado con Telegram

¿Quieres estar siempre al tanto de la actualidad del deporte cubano? Únete a nuestro canal de Telegram: ¡lleva a Play Off en tu bolsillo! Haz click para seguirnos en: t.me/playoffmagazine