Por aquellos días, nadie quería lanzarle a Luis Giraldo Casanova. El pinareño tenía 299 cuadrangulares y muy pocos serpentineros querían trascender en la historia tras permitirle al “Señor Pelotero” redondear la cifra a 300 estacazos. Jorge Fumero era de esos monticulistas “guapos” que preferían demostrar su valentía en el centro del diamante. Por eso, sin pensarlo dos veces, pidió la bola y le tocó recibir el bambinazo que nadie deseaba.

Jorge Fumero Fernández nació el 29 de agosto de 1968 en el municipio de San Miguel del Padrón, en La Habana. Lanzó en 11 Series Nacionales, cuatro con los Metropolitanos, el equipo que le abrió las puertas del primer nivel en Cuba; cinco con Industriales, lo cual le permitió llegar a la selección nacional, y dos con La Habana, en el que decidió retirarse del deporte activo.

Entre sus principales resultados estuvo el liderato en promedio de carreras limpias con 1.44, jugando con los Metros. También, el diferencial de nueve victorias y cero derrotas en una campaña, con los colores azules.

Tampoco se olvida la condición de jugador más destacado en el 1996, cuando los Leones alzaron el título de Cuba. Ese mismo año hizo los grados para el equipo a los Juegos Olímpicos de Atlanta 1996 y alcanzó dos victorias bajo los cinco aros.

Mantente actualizado con Telegram y disfruta nuestras historias en YouTube

¿Quieres estar siempre al tanto de la actualidad del deporte cubano? Únete a nuestro canal de Telegram: ¡lleva a Play Off en tu bolsillo! Haz click para seguirnos: Canal de Telegram Play-Off Magazine.

Historias de deporte cubano contadas con una mirada profunda a la vida personal de los protagonistas y la sociedad, Para disfrutar nuestras exclusivas suscríbete en: Canal de YouTube Play Off-Magazine.