No ha debutado aún, pero el talento cubano Luis Robert Moirán enfrenta con optimismo las expectativas que carga sobre su espalda, ante la mirada de Grandes Ligas, donde espera debutar esta temporada.

El jardinero habló en su primera rueda de prensa de la pretemporada con los Chicago White Sox, luciendo un tatuaje que se hizo hace apenas un mes, en su cuello, con un símbolo que significa  “guerrero” en chino, escribe en su reporte Scott Merkin, de MLB.com.

Robert se considera “un guerrero” que ha superado muchas pruebas, pese a su corta edad, entre estas la emigración de Cuba en busca de otro futuro para dar rienda suelta a su calidad como atleta.

“Como cubano, cuando sales de la isla, sabes que vas a enfrentar muchos retos, retos difíciles”, dijo.

Pero el cubano, esas circunstancias adversas parecen haberlo impulsado al éxito y ahora está en la vista del mundo del béisbol por su gran rendimiento en Las Menores, pues en 2019 dio 32 jonrones y remolcó 92 carreras, además de robarse 36 bases.

“Lo ajustes que hay que hacer, traté de hacerlos lo más rápido, para estar listo y para ayudar al equipo (…) Mi plan es trabajar en todas las áreas de mi juego, y mejorar mi juego (…) Creo que todavía puedo mejorar en todos los aspectos del juego. Ojalá pueda mantenerme saludable y que mis piernas estén sanas. Eso va a ser clave para mí”, dijo.

Para Merkin, quien cubre a White Sox para MLB desde 2003, el millonario contrato que el ofrecieron a Robert “simplemente le garantiza empezar la campaña del 2020 con el equipo grande”.

Pero lo cierto es que sobre el cubano hay depositadas muchas esperanzas y expectativas, después de firmar con White Sox por seis años y $50 millones, sin haber debutado aún.

Entre sus armas para rendir como se le augura, además del talento innegable, estará el apoyo de los compatriotas suyos que integran la nómina, como José Dariel Abreu, Yoan Moncada y Yasmani Grandal, que harán las delicias de los seguidores cubanos de los ChiSox, que de seguro aumentarán en número.

“Confío en que voy a tener un año muy bueno este año. Mi mente está fuerte y donde debe de estar. Desde que firmé con el equipo, he sabido que las expectativas con altas, pero eso no me ha afectado en lo mínimo. Este año no será diferente. Simplemente tengo que hacer mi trabajo”, dijo el joven pelotero.

Mantente actualizado con Telegram

¿Quieres estar siempre al tanto de la actualidad del deporte cubano? Únete a nuestro canal de Telegram: ¡lleva a Play Off en tu bolsillo! Haz click para seguirnos en: t.me/playoffmagazine