Pasada la mitad de la actual temporada de la pelota cubana, el equipo de Las Tunas pudiera recibir un refuerzo atractivo con la posible incorporación del pelotero cubano Rubén Paz, quien causara sensación en la Serie 55, cuando tuvo una descomunal campaña que lo hizo discutir el Novato del Año.

De acuerdo con una publicación en sus redes sociales, replicada por el colega Dubler Vázquez en su blog Mi Esquina Caliente, Paz viajaba a Cuba este jueves, pues publicó una foto en el aeropuerto de Cancún, y refería que su destino era Santiago de Cuba.

Este joven talento salió de Cuba con apenas 21 años en 2016, después de una fenomenal temporada en la que para una gran mayoría mereció el premio de Novato del Año -que finalmente quedó en manos del lanzador pinareño Yoandi Cruz-, gracias a su espectacular rendimiento.

En ese año, en 76 juegos acumuló línea ofensiva de 361/411/476 con 14 dobles, tres triples y tres jonrones y aunque fue incorporado a la preselección nacional para el juego contra Tampa Bay, quedó fuera finalmente.

Paz rompió entonces una marca de average para un novato con 361 con la cual superó el registro histórico del capitalino Rolando Verde (360) de 1981, detallaba el colega Francys Romero, quien reseñaba que el joven se fue por vía legal hacia México.

Rubén, quien nació en Bayamo, batalló para intentar llegar a MLB, pero no tuvo fortuna, aunque vio acción en circuitos semiprofesionales de México y en 2019 vivió un paso breve con los Sultanes de Monterrey.

El jugador fue incluido en la selección de Las Tunas rumbo a la 60 Serie Nacional de Béisbol, y el mentor de los Leñadores tenía conocimiento del interés del jardinero por vestir una vez más los colores de su equipo, “aunque la imposibilidad de viajar por el cierre de las fronteras obligó al colectivo técnico a mantenerlo en la reserva y darle entrada a otro jugador”, recuerda Vázquez.

“Regresar a jugar en Cuba tiene mucha importancia. Significa todo porque fue donde comenzó todo y me formé como jugador. Muy contento de regresar y estar con mi gente”, dijo al canal de YouTube de Tiempo21Cuba. “Cuando se habla de Leñadores para mí significa todo”, añadió.

En su caso, como indica el reglamento de la Serie 60 de la pelota cubana, “los jugadores contratados a título personal en el exterior, que no hayan abandonado delegaciones, podrán ser dados de alta en cualquier fecha, una vez concluido su proceso migratorio y previa solicitud de la provincia y aprobación de la CNB. El tope para ese trámite será el día planificado para el juego número 60 de su equipo. Estos atletas deben aparecer en la preselección (listado de 45) entregada por su provincia a la CNB antes de comenzar el campeonato” y como añade Cubadebate, las altas y bajas de los equipos solo serán posibles en los juegos 30, 60 y 74.

El de Rubén Paz sería el caso de otro pelotero que puede volver a jugar en la Cuba después de salir del país en busca de nuevos horizontes, como los casos de Erisbel Arruebarrena o la sensación jonronera del pasado Juego de las Estrellas, Yasser Julio González, aunque otros intentos de regreso no se llegaron a concretar.

Mantente actualizado con Telegram

¿Quieres estar siempre al tanto de la actualidad del deporte cubano? Únete a nuestro canal de Telegram: ¡lleva a Play Off en tu bolsillo! Haz click para seguirnos en: t.me/playoffmagazine