Fotos: Leandro A. Pérez Pérez

Cuba ha convertido varios centros en lugares de aislamiento para personas sospechosas de la COVID-19, en las cuales ofrecen su ayuda muchos voluntarios, además del personal habitual de la salud, y las instalaciones deportivas no quedan ajenas a esta reconversión, para evitar la propagación de la epidemia.

En la provincia Camagüey, la Escuela de Iniciación Deportiva “Cerro Pelado” es una de esas instituciones usadas como centro de aislamiento para casos sospechosos de COVID19, en este caso provenientes del municipio Florida, informa en su cuenta de Facebook el periodista del diario Adelante, Félix Anazco.

Pero uno de los aspectos más llamativos, es que “un grupo de entrenadores y profesores de la institución laboran voluntariamente como personal de apoyo”, unidos a los trabajadores de la salud.

Estos trabajan “con el objetivo de garantizar las condiciones de vida de las personas que viven esta incertidumbre y del equipo médico que las atienden”, explica Anazco, quien destaca la limpieza del centro.

Por este centro pasaron algunas estrellas del deporte cubano como las voleibolistas Mireya Luis y Yumilka Ruiz, y el gladiador de lucha grecorromana Filiberto Azcuy.

El municipio Florida se reporta uno de los eventos de trasmisión local, y el Consejo Popular Argentina permanece en aislamiento reforzado.

Mantente actualizado con Telegram

¿Quieres estar siempre al tanto de la actualidad del deporte cubano? Únete a nuestro canal de Telegram: ¡lleva a Play Off en tu bolsillo! Haz click para seguirnos en: t.me/playoffmagazine