Por su palmarés y rendimiento, no cabe duda de que el cubano Erislandy Lara es uno de los más grandes boxeadores profesionales de la Mayor de Las Antillas de este siglo, como demostró en su última pelea contra Greg Vendetti, ante quien defendió su título de peso superwelter de la AMB ganado en agosto del 2019 frente a Ramón “Inocente’’ Álvarez, y tampoco defraudó.

Después de un paso ascendente en Cuba, de aquel recordado abandono de la delegación cubana en Brasil antes de los Juegos Panamericanos de 2007 que dejó episodios de telenovela, Lara llegó al profesionalismo y debutó en 2008, con un aval prometedor: campeón del mundo amateur.

Es un veterano guerrero, entre cuyas peleas más sonadas estuvo una contra Canelo Álvarez, un 12 de julio de 2014 en Las Vegas, que terminó con una decisión dividida para este último. Aquel combate fue polémico y muchos vieron al cubano vencer sobre el mexicano.

En dicha pelea, el cubano Erislandy Lara conectó más golpes, tuvo mayor efectividad e hizo fallar a su oponente continuamente, y sin embargo, los jueces le dieron la victoria al azteca, un resultado con el que muchos no estuvieron de acuerdo, entre ellos grandes leyendas del boxeo mexicano como Juan Manuel Márquez.

“Para los récords oficiales, ganó el Canelo. En la memoria de muchos, ganó Lara. Sin embargo, al revisar tantas tarjetas de miembros de la prensa de boxeo, es imposible pensar en una pelea más pareja. Uno de los jueces falló, pues con esa tarjeta tan holgada, le quitó a Lara cualquier posibilidad de ganar. Pero la realidad es que fue una pelea que se pudo ir para cualquier lado, como lo son todas las peleas cerradas. Pero al final, será siempre una sombra que el Canelo nunca se podrá quitar”, explica el sitio especializado en boxeo el Izquierdazo.com.

A sus 37 años “The American Dream” no piensa colgar los guantes y se mantiene como una estrella en el profesionalismo, y ha desarrollado toda su carrera en este mundo en la división de peso superwelter (154 lbs), en la cual ha sido campeón mundial cuatro veces: dos para la AMB y otras dos para la Organización Mundial de Boxeo (OMB).

En un diálogo con Jad El Reda, editor de deportes en el diario Los Ángeles Times, antes de su última pelea acontecida semanas atrás, el cubano Erislandy Lara conversó sobre su infancia en Cuba, su primer viaje a la Isla después de tantos años sin poder ir y sobre cómo espera que lo recuerden los aficionados.

Háblanos de Cuba

Fueron tiempos tristes, feos, por todo lo que tuve que hacer para salir del país. Tuve que dejar a mi familia para llegar a este país, que es la primera potencia del mundo, por eso me llamo The American Dream. Te puedo decir que he caminado, he sido como un náufrago para llegar a Estados Unidos y finalmente llegué, y he logrado todo lo que he querido, he luchado por lo que me ha gustado y he seguido en el deporte, que es una cosa que me identifica.

¿Cómo recuerdas tu niñez?

Horrible. Hasta que cogí nivel como deportista, que fui cogiendo más o menos el nivel de la escuela y me fui educando.  

De poder de regresar en el tiempo y ver a ese niño, ¿qué le dirías?

Le diría a ese niño que luchara por su futuro, que se encaminara en algo productivo. Que tomara una carrera, que estudiara, que fuera deportista, algo que lo sacara de ese mundo y le diera una mejor vida.

¿Cómo fue el primero regreso a Cuba después de tanto tiempo, en 2019?

En 2019 pude ir a Cuba, ver a mis hijos, mi familia, a mi barrio, donde yo corría descalzo, donde yo brincaba corriendo por todos los techos.

¿Cómo te sentías en ese viaje?

Te voy a decir la verdad, tuve mucho miedo porque era la primera vez que había ido y como que regresé y no es lo mismo que este país, que aquí no te hacen nada y allá tú sabes que es muy diferente. Entonces tuve mucho miedo los primeros días. Me fui relajando, fui por tres semanas y fui tomando confianza con mi familia. Solamente estaba con la familia.

¿Qué es lo que más extrañabas de la isla?

A mi mamá, mis hijos, mis amistades del barrio. Mi mamá me vio, me abrazó, empezó a llorar, eran muchos años. Ella dijo que pensaba que se iba a morir sin verme. Nunca esperamos que yo pudiera ir a Cuba de nuevo. Gracias a dios se dio la oportunidad. Después de eso he podido ir varias veces y la he pasado bien con la familia y las amistades.

¿Cómo ves la carrera de Guillermo Rigondeaux?

Guillermo es un excelente boxeador, fue campeón mundial. Espero que pronto pelee para que el público lo vea.

¿Te preocupa pelear por última vez sin afición por todo el problema de la COVID-19?

Claro, no a mí solo, creo que a cualquier boxeador de mi edad le preocuparía pelear en un futuro en su retiro sin afición. No es bueno, quieres hacer un show para que la gente se divierta.

¿Cómo le gustaría a Erislandy Lara que lo recordaran?

Me gustaría que recordaran que fui supercampeón en las 154 libras, como he sido y todos los logros alcanzados contra los boxeadores que me he enfrentado. Lo demás, el público, los fanáticos, se encargarían de esos recuerdos.

Mantente actualizado con Telegram y disfruta nuestras historias en YouTube

¿Quieres estar siempre al tanto de la actualidad del deporte cubano? Únete a nuestro canal de Telegram: ¡lleva a Play Off en tu bolsillo! Haz click para seguirnos: Canal de Telegram Play-Off Magazine.

¿Historias de deporte cubano contadas con una mirada profunda a la vida personal de los protagonistas y la sociedad? Para disfrutar nuestras exclusivas suscríbete en: Canal de YouTube Play Off-Magazine.