Olivia Pichardo es una pionera que lleva mucho tiempo rompiendo barreras en el béisbol y hace pocos días se convirtió en la primera mujer en integrar un equipo masculino universitario de béisbol de División I en los Estados Unidos.

La beisbolista de ascendencia dominicana ha luchado durante mucho tiempo contra la discriminación en un deporte que tiene en el foco a los hombres y su logro visibiliza más el talento que posee.

MLB relata la lucha de Olivia para llegar hasta donde está ahora, impulsada por su padre Max Pichardo, de República Dominicana, quien se mudó al Bronx cuando tenía 12 años y terminó por asentarse en Queens, en donde desde que tenía cinco años, su hija jugó sólo béisbol.

“En el 2019, cuando tenía 15 años, alcanzó tres dígitos de velocidad en el Guaranteed Rate Field de Chicago. (Ella me aclaró que realmente fue medido en kilómetros, pero, de cualquier manera, estamos hablando de casi 70 mph para alguien de su edad. Ese video se regó por las redes sociales. Varios blogs y páginas hablaron de ella en ese momento”, amplía la historia.

“Fue mi primera vez leyendo comentarios negativos. La gente decía cosas como, ‘Su brazo es fuerte como para lavar todos esos platos en la cocina’. Cosas por el estilo”, cuenta la joven jugadora.

Pichardo es fan de los Mets, de Jacob deGrom y aunque es lanzadora, también defiende otras posiciones, como los jardines.

“A lo largo de toda mi carrera, cada vez que avanzaba al siguiente nivel, me decían, ‘No vas a poder competir’. Mientras crecía, la gente quería que parara. Pero yo soy terca. Entonces, cada vez que me decían algo así, me decía a mí misma, ‘Bueno, ahora lo voy a hacer sólo porque me dijiste que no lo hiciera’”, cuenta.

MLB explica que el número de jugadoras universitarias ha crecido en los últimos años, pero que ninguna había llegado al nivel más alto, la División I-A, algo que imprime más relevancia al logro de Olivia Pichardo.

“Cuando fue admitida a Brown en este otoño, la lanzadora derecha (bateadora zurda) de 18 años decidió probarse con el equipo de béisbol. El mánager Grant Achilles conocía las habilidades de Pichardo antes de la prueba”, añaden. Cuando la vieron jugar, quedaron encantados con sus habilidades.

“Se siente muy bien. Sé que las chicas sueñan con jugar béisbol D-1. Pero ahora es un objetivo tangible, en vez de sólo un sueño”, dijo a MLB.

Quizá Pichardo vaya camino a hacer realidad la historia que recreó, como ficción, la serie televisiva Pitch, que trataba de una lanzadora que se convertía en la primera mujer en jugar en las Ligas Mayores.

Pero mientras, ella sigue rompiendo las barreras por amor al deporte que la apasiona y por ella misma.

Mantente actualizado con Telegram y disfruta nuestras historias en YouTube

¿Quieres estar siempre al tanto de la actualidad del deporte cubano? Únete a nuestro canal de Telegram: ¡lleva a Play Off en tu bolsillo! Haz click para seguirnos: Canal de Telegram Play-Off Magazine.

Historias de deporte cubano contadas con una mirada profunda a la vida personal de los protagonistas y la sociedad, Para disfrutar nuestras exclusivas suscríbete en: Canal de YouTube Play Off-Magazine.