El Sada Cruzeiro ganó el Mundial de Clubes de Voleibol luego de vencer en la final al Lube Civitanova en una final marcada por la presencia de jugadores cubanos. El torneo dejó más de una alegría a la afición en la isla. Además de los premios, tanto individuales como colectivos, sirvió de vitrina para mostrar al mundo a dos grandes talentos del voleibol antillano de los últimos años: Miguel Ángel López y Marlon Yant.

La cancha del “Divino Braga de Betim” este sábado era una caldera. Horas antes de dar inicio el partido, el club brasileño anunciaba en sus redes sociales la venta total de los boletos para la gran final. Con un público volcado en el terreno y con miles de chiflidos cuando Robertlandy Simón, Lucarelli o Marlon Yant se presentaban en la línea de servicio, el Sada Cruzeiro, junto a su hinchada, dejó prácticamente sin juego a la gran Lube Civitanova, venciéndolos en tres parciales con marcadores de 17×25, 22×25 y 23×25.

Muestra de ello pudo haber sido los 34 errores no forzados del equipo italiano, de los cuales 26 fueron desde el saque, o que la Lube solo pudo conseguir un solo bloqueo en todo el partido, además de las decisiones arbitrales que lograron sacar de concentración al mismísimo Simón.

Sea como fuese, los brasileños se presentaron en una forma espléndida. Cada remate, cada ace, cada salvada, levantaba el ánimo de los jugadores y los impulsaba a seguir creyendo. Fernando Cachopa distribuyó el balón como nunca, teniendo en Miguel Ángel López a su mejor aliado, quien recibió 14 balones y convirtió 10 de ellos para una efectividad del 71 por ciento.

Además, el cubano aportó par de aces, consiguiendo 12 puntos y devino en el máximo anotador de la final. Wallace de Souza, Rodrigo Leao, Issac Santos y Otávio Pinto acompañaron muy bien a la estrella cubana.

Puede que eso mismo le haya faltado a la Lube, acompañar a su mejor hombre en el partido, Marlon Yant. El joven caribeño terminó con 11 unidades, 10 en ataque, para el 59 por ciento de efectividad y un ace; mientras, Robertlandy Simón concluía con 6 puntos de ataque para el 75 por ciento y uno desde la línea de servicio.

Ningún otro jugador de La Lube superó el 55 por ciento en ataque, y si le sumamos a esto todos los errores no forzados y la inexistencia de la línea de bloqueo, darán al traste con el resultado.

En el plano individual, Miguel Ángel López se alzó con un merecido premio al Jugador Más Valioso del Mundial de Clubes de Voleibol, uniéndose así a una selecta lista con nombres como Osmany Juantorena, Yoandy Leal, Bruno Rezende, Wallace de Souza, Dimitriy Muserskiy, entre otros.

El equipo ideal del torneo quedó conformado de la siguiente manera: Armador: Fernando Cachopa (Sada Cruzeiro). Opuesto: Wallace de Souza (Sada Cruzeiro). Atacadores: Miguel Ángel López (Sada Cruzeiro) y Alessandro Michieletto (Trentino). Centrales: Otávio Pinto (Sada Cruzeiro) y Robertlandy Simón (Lube Civitanova). Líbero: Fabio Balaso (Lube Civitanova)

Resulta un poco difícil ver irse sin ningún premio a Marlon Yant, quien tuvo un torneo para enmarcar. Terminó como máximo anotador del torneo con 68 puntos, máximo atacador con 57, tercero en servicio con seis, y tercero en efectividad en ataque con 65%.

Aun así, el mundo del voleibol fue testigo, y todos conocen quiénes son Marlon Yant y Miguel Ángel López, las estrellas de la selección nacional de Cuba.

Mantente actualizado con Telegram y disfruta nuestras historias en YouTube

¿Quieres estar siempre al tanto de la actualidad del deporte cubano? Únete a nuestro canal de Telegram: ¡lleva a Play Off en tu bolsillo! Haz click para seguirnos: Canal de Telegram Play-Off Magazine.

Historias de deporte cubano contadas con una mirada profunda a la vida personal de los protagonistas y la sociedad. Para disfrutar nuestras exclusivas suscríbete en: Canal de YouTube Play Off-Magazine.