El lanzamiento pegado que el cerrador cubano Aroldis Chapman le hizo al emergente Michael Brosseau, de los Rays de Tampa, en el duelo del martes en MLB, que le costó al cubano tres juegos de sanción y una multa.

El lanzallamas le tiró un fogonazo de 101 millas que pasó cerca de la cabeza del emergente con dos outs en la novena entrada, la situación se tensó y esto derivó en que se vaciaran las bancas de ambos equipos.

Lo sucedido le costó al zurdo cubano tres choques fuera, así como pagar un monto que no ha sido definido aún. En su comunicado, MLB dijo informó que Aroldis ha enfrentado otra sanción antes por tirarle a la cabeza a otro bateador.

Lo hecho por Chapman provocó que su director, Aaron Boone, enfrente la suspensión de un duelo y también una multa.

Además de ellos, el director de Tampa Bay, Kevin Cash, también fue suspendido por un encuentro y multado tras ser expulsado del choque y por los comentarios que hizo después.

«Estoy fue realmente ridículo. Esto fue manejado mal por los Yankees, por el pitcher y por los umpires. Los Yankees estuvieron pegando pelotazos intencionales todo el juego. Es suficiente. Estamos hablando de lanzarle un pelotazo a 100 millas por hora a una persona en la cabeza. Eso es falta de un buen juicio de los coaches, que al final el permiten a sus pitchers hacer este tipo de cosas. Lo último que voy a decir es que cuento también con muchos lanzadores que pueden lanzar a 98 millas por hora”, advirtió.

Mantente actualizado con Telegram

¿Quieres estar siempre al tanto de la actualidad del deporte cubano? Únete a nuestro canal de Telegram: ¡lleva a Play Off en tu bolsillo! Haz click para seguirnos en: t.me/playoffmagazine