Con cada batazo de vuelta completa, Leonys Martín refrenda su candidatura al título honorífico de mejor bateador cubano del año en Japón, por más que la actual zafra le restan todavía decenas de desafíos.

Recientemente, el antillano fue elegido como el mejor jugador del mes de abril en la liga del Pacífico, circuito en el cual se ha mostrado inconmensurable con su conjunto, los Marinos de Lotte, del cual es una pieza fundamental.

Este reconocimiento se debe a un mes a gran nivel, pues el villaclareño pegó 10 jonrones, impulsó 24 carreras, una muestra de su mutación a jonronero empujador, tras muchos años con un enfoque distinto en el cajón de bateo.

Abril fue espectacular para Martín, quien lo culminó con slugging de 576, además de mostrarse sin nervios a la hora buena, pues compiló promedio al bate de 458 con corredores en posición anotadora, de otra galaxia.

Si extendemos su actuación hasta este 12 de mayo, Leonys se ubica como líder en jonrones del Pacífico hasta el momento con sus 10 vuelaceras, al tiempo que marcha como tercero en compañeros traídos para el plato, pues hasta ahora ya lleva 27.

Además, el jardinero se coloca como cuarto en el apartado de anotadas, con un promedio aceptable de 270 y en cuanto a hits, con 42, no está lejos de los cinco punteros en ese apartado.

Su rendimiento único, así como las lesiones que otros grandes competidores para ser el mejor bateador cubano del año en Japón, han sufrido -Dayán Viciedo y Yurisnle Gracial-, ayudan a consolidar su candidatura.

Si bien ha disminuido un poco en sus frecuencias, mantiene un paso que le permite mantener bien cercano del ritmo de récord con el cual comenzó la temporada, y que apuntaba a destrozar sus marcas personales en esa liga.

Recordemos que el año pasado botó 25 pelotas en 359 turnos (un jonrón cada 14.36 veces al bate), pero en esta ocasión no está muy alejado, pues lleva 10 en 148 veces al bate, para uno cada 14,8.

En cuanto a las empujadas, el año anterior trajo para el plato una cada 5.52 VB (65 impulsadas), mientras que su frecuencia en este 2021 es de una cada 5,48 VB!, ligeramente mejor que la de su buena campaña de 2020.

Visto su rendimiento y su estabilidad desde que arrancó la campaña, si no media una lesión o un bajón repentino de rendimiento, todo parece indicar que volverá a superar los 20 estacazos y las 60 empujadas.

Estas cifras, ahora mismo, parecen colocarlo como serio pretendiente a un hipotético galardón de bateador cubano del año en Japón.

Mantente actualizado con Telegram y disfruta nuestras historias en YouTube

¿Quieres estar siempre al tanto de la actualidad del deporte cubano? Únete a nuestro canal de Telegram: ¡lleva a Play Off en tu bolsillo! Haz click para seguirnos: Canal de Telegram Play-Off Magazine.

Historias de deporte cubano contadas con una mirada profunda a la vida personal de los protagonistas y la sociedad. Para disfrutar nuestras exclusivas suscríbete en: Canal de YouTube Play Off-Magazine.