A veces no valoramos la importancia que tiene un receptor, primero por su defensa y segundo, por su ofensiva. El protagonista de esta Mesa de Análisis es un grande de la receptoría en MLB en los últimos años: el cubano Yasmani Grandal.

Rendir cinco temporadas en MLB (Major League Baseball) es muy difícil. ¿Imaginan en diez? El oriundo de Güira de Melena está jugando su décima campaña en el mejor béisbol del mundo y aún, espera seguir rindiendo.

Fue drafteado en el pick 12 de la primera ronda del draft de 2010. Cuando los Reds lo reclutaron, rápidamente fue calificado como uno de los mejores prospectos de la granja. Pero, a pesar de batear para un OPS de .905 en tres niveles de Las Menores y ser clasificado en el top 100 de los prospectos de Baseball Prospectus en 2011, los Rojos lo canjearon a los Padres.

En un paquete de tres prospectos se fue Grandal hacia el equipo californiano y Cincinnati recibió al lanzador Mat Latos. La carrera de Grandal tuvo su primera oportunidad en el “Big Show” un año después del cambio. El 2 de junio del año 2012 debutó en MLB.

Jugó 60 juegos en su temporada de debut y dejó un OPS+ de 143; además, conectó ocho jonrones y remolcó 36 carreras. También logró obtener 31 boletos y se ponchó 39 veces.

Si miramos las cifras de entonces, 31 pasaportes evidencian un buen poder de discriminación de lanzamientos para un chico de 22 años que venía de subir en las menores.

*El dato: Grandal tuvo la cuarta mejor tasa de boletos entre los receptores con al menos 200 PA esa temporada (BB% de 13.8%) y el BB% de todos los receptores de MLB ese año fue de 8.0% y esa es la quinta menor tasa desde el 2010.

Grandal no contó con muchas oportunidades en 2013, pues solo estuvo en 28 juegos y en 2014 sumó 128.  En la temporada muerta del 2014, los Padres decidieron involucrar a Grandal en un cambio hacia los Dodgers. Desde ese entonces, las miradas de Los Ángeles observaron al cubano.

Llegó a la ciudad de Hollywood con buenos números a pesar de haber jugado solo 216 juegos en tres temporadas.

Números de Yasmani Grandal de 2012 a 2014 entre los receptores con 600 IP defendidos y 750 PA:

  • Tercero en BB% (13.8)
  • Séptimo en wRC+ (119)
  • Octavo en rSZ (21)
  • Noveno en OBP (.350) y fWAR (7.6)

Su ofensiva estuvo por encima del promedio de la liga y su defensa, a pesar de que fue el séptimo receptor que cometió más passed ball en ese lapso, se comportó bien en otros departamentos.

La métrica de encuadre rSZ y las carreras defendidas (DRS-18) ayudaron a valorar su coeficiente defensivo en Fangrahps en 41.6, el decimotercer mejor entre los receptores con al menos 1000 innings defendidos en ese lapso.

La historia en los Dodgers comenzó con su primera incursión en el All Star. En la primera parte de la temporada (2015) dejó una línea ofensiva de AVG.282/OBP.401/SLG.526/OPS.927 con 14 jonrones y 36 remolques. En la segunda parte, se cayó y ligó para un OPS .498 con solo par de cuadrangulares y 11 carreras impulsadas.    

*El dato: Grandal terminó el 2015 con el mejor coeficiente defensivo entre los receptores con al menos 800 IP.

Una de las especulaciones que resaltó en la carrera del cubano en los Dodgers fue su falta de entendimiento con Clayton Kershaw, pero las estadísticas muestran un resultado diferente.

Grandal es el segundo receptor que más le ha recibido a Kershaw (403.2 IP), de todos los cácheres que al menos le han atrapado en 100 IP al tres veces ganador del Cy Young y el antillano registra la tercera mejor efectividad (2.23).

El problema de Yasmani en los Dodgers fueron los passed ball, pues en las demás métricas defensivas seguía estando por encima de la media. Su etapa en Los Ángeles duró cuatro años.

Calificación de Grandal de 2015 a 2018

Fue primero en coeficiente defensivo (116.8); igual en DRS (52) empatado con Buster Posey. También fue segundo en fWAR (19.7), tercero en wRC+ (116), quinto en RBIs (245) y segundo en jonrones (89).

Cuando Grandal firmó por un año y $18.25 millones con los Brewers ya era uno de los mejores receptores del juego. Para no generalizar, estaba entre los tres mejores. Aún tenía 29 años y los cácheres, después de 30, pueden tener grandes campañas si la salud lo permite.

El 2019, fue uno de los años más ofensivos en la historia de MLB y Yasmani supo aprovecharlo, pues alcanzó su récord en jonrones (28) y la cifra más alta de carreras impulsadas (77); Además, terminó con el segundo mejor fWAR de todos los receptores en esa temporada (5.3).

*Un dato: desde 2008 ningún receptor ha visto más lanzamientos en una temporada como Yasmani Grandal en 2019 (2324).

Los White Sox le otorgaron a Grandal el contrato más grande que le han dado a un agente libre en la historia el 19 de noviembre de 2019. La señal era clara: querían amarrar a uno de los mejores máscaras del negocio.

La primera temporada de Yasmani con el equipo del south side de Chicago coincidió con la pandemia que afectó el mundo y que dejó la temporada en 60 juegos, con un equipo que dio la sorpresa entrando a los playoffs. 

Aun así, Grandal dejó el mejor OBP entre todos los receptores de la temporada y fue segundo en rSZ (9) y en coeficiente defensivo (23.4).

El 2021 es una temporada en la que a Grandal se le pide que esté en su zona de confort; que mantenga su habilidad para embasarse y que siga salvando carreras mientras esté recibiendo lanzamientos. Eso no es nada nuevo para uno de los mejores receptores del nuevo siglo.

Si bien el nuevo siglo ha estado colmado de grandes receptores como Iván Rodríguez, Yadier Molina, Buster Posey, J.T Realmulto, Salvador Pérez y Joe Mauer, entre otros; también Yasmani Grandal debe estar en la conversación cuando se hable de los mejores cácheres del nuevo siglo.

Desde que debutó, entre todos los receptores, es segundo en fWAR (34.9) y también ostenta la segunda mayor cifra de jonrones (153). El cubano, sin dudas, ha marcado una época en el mejor béisbol del mundo, y al parecer, su historia pudiera seguir creciendo.

Quizás un título de Serie Mundial sea la joya de la corona para su trayectoria en MLB, pero por ahora, seguiremos disfrutando de uno de los grandes peloteros en la historia del béisbol cubano en la Gran Carpa.

Glosario

IP: Innings

AVG: Promedio de bateo

OBP: Promedio de embasado

SLG: Promedio de bases totales

OPS: OBP+SLG

fWAR: Victoria sobre remplazo del jugador, en versión Fangrahps. Mide lo que vale el pelotero para su equipo cuando está en el terreno.

wRC+: Promedio de carreras ponderadas (El promedio de la liga siempre es 100).   

BB%: Tasa de boletos

DRS: Carreras Defensivas Salvadas

rSZ: Strike Zone Runs Saved (rSZ) es una estadística creada por Baseball Info Solutions (BIS) que determina la contribución que cada jugador está haciendo para obtener más o menos strikes que el promedio, convertidos a un valor de carrera.

Def: Defensa (Def) es la combinación de dos factores importantes del desempeño defensivo: valor relativo al promedio posicional (carreras de campo) y valor posicional relativo a otras posiciones (ajuste posicional). Para evaluar adecuadamente el valor defensivo de un jugador, necesita conocer ambos factores y sumarlos y proporcionarlos en el sitio le ahorra un poco de trabajo de campo.

RBI: Carreras impulsadas

HR: Jonrones

ERA: Efectividad

PB: Passed Ball

Mantente actualizado con Telegram y disfruta nuestras historias en YouTube

¿Quieres estar siempre al tanto de la actualidad del deporte cubano? Únete a nuestro canal de Telegram: ¡lleva a Play Off en tu bolsillo! Haz click para seguirnos: Canal de Telegram Play-Off Magazine.

Historias de deporte cubano contadas con una mirada profunda a la vida personal de los protagonistas y la sociedad. Para disfrutar nuestras exclusivas suscríbete en: Canal de YouTube Play Off-Magazine.