En el voleibol masculino cubano, a la largo de su historia, varios son los deportistas espectaculares que han vestido la casaca de las cuatro letras y muchos de ellos han dado a conocer su figura más allá de nuestras fronteras.

A quienes no tuvimos la posibilidad de ver a jugadores legendarios del voleibol cubano como Ihosvany Hernández, Joel Despaigne, Abel Sarmientos, Freddy Brooks o Raúl Diago, la vida nos premió de otra manera. Nombres como Wilfredo León, Robertlandy Simón, Raydel Hierrezuelo o Yoandy Leal, entre otros, lograron hacer renacer las esperanzas de una afición repleta de ilusiones que anhelaba esos equipos poderosos de antaño.

Hubo un hombre que vivió de cerca ambas etapas, incluso tuvo el orgullo y también el prestigio de dirigir en ambas y ser exitoso: el conocido entrenador Orlando Samuels.

En su caso, es una voz autorizada para hablar de los destacados atletas que han pasado por este país, que tantas glorias han dado a la disciplina de la malla alta.

Hace un tiempo, retamos a este maestro de leyendas a que nos mencionara a los tres mejores atletas a quienes ha entrenado y el estratega no esquivó la pregunta.

“Será esto un problema porque puedo darte varios, pero como son solo tres, te diré que son Despaigne, Simón y León”, afirmó Samuels.

De esta forma, dio a conocer a tres extraordinarios jugadores con los cuales coincidió y quienes, para muchos, estarían en un top 5 del voleibol masculino cubano de todos los tiempos.

Robertlandy Simón

Cuando unes la palabra líder, luego le sumas corazón, y le agregas calidad, pues estarás en presencia del capitán Robertlandy Simón. Vaya a donde vaya, el antillano siempre es la vanguardia de su equipo. Un competidor nato en todo lo que hace, con una enorme entrega en cualquier tarea que realice. No en vano, Robertlandy es idolatrado por todos los DT que ha tenido durante su carrera.

No creo que haya una sola nación a nivel profesional en la cual Simón no haya ganado algo. Corea, Brasil, Italia, Qatar, son todos testigos de la competitividad y la clase de este grande del voleibol masculino cubano.

Con la selección nacional comandó a la ilusionante generación que culminó subcampeona del mundo en 2010 y luego de un tiempo alejado de las canchas nacionales, regresó para ser vitoreado como los grandes.

De él, opinó Samuels: “Simón es un ganador. Él gana o empata, nunca pierde. Si jugábamos baloncesto, competía al máximo y con el fútbol, lo mismo. Era un líder natural. Si hacíamos dos equipos para jugar entre nosotros, le daba el más malo y los hacía ganar. Es un ejemplo a seguir como jugador”.

Wilfredo León

Definir a Wilfredo León es sencillo: es el “Rey”. Wilfredo es un prodigio de este deporte y lo avala la prematura edad con la que debutó en el primer nivel mundial, 14 años. Pareciera que lleváramos hablando de León toda una vida, pero es que no deja de sorprender que lleve más de 10 años en la élite mundial y aún no sobrepase la barrera de los 30 abriles.

Es un fenómeno en el mundo de la malla alta y si hoy no está en el top de esta lista es porque aún le queda mucho por caminar en este mundo. Quizá cuando decida retirarse, que es algo bien lejano en el tiempo, será el mejor cubano de todos los tiempos.

Sobre el Rey León, expresó: “León es un fenómeno y desde que lo vi en el equipo juvenil sabía que iba a ser una estrella. Con 14 años debutó en la Liga Mundial y dejó a todo el mundo loco. Ese muchacho es incomparable. Lamentablemente, se perdió por cosas que nunca voy a comprender. Simplemente, porque no quisieron darle un carro que pidió. Tenía unas leyes y una sabiduría a su corta edad muy altas. Ese niño hizo una carta de baja que aún conservo y te quedas frío con todos los argumentos que puso para solicitar su salida del equipo nacional y como él, varios fueron desatendidos”.

Joel Despaigne

Tal vez, la decisión de ubicarlo como el mejor de todos los tiempos creará un poco de polémica, pero lo que sí es seguro es que Joel Despaigne fue la bandera de Cuba ante el mundo por más de una década. El opuesto antillano fue de los jugadores más grandes del mundo en su tiempo activo y por demás, una estrella que brillaba con luz propia.

“El Diablo” fue reconocido por muchos como el alma de los Leones y era ese hombre al que cualquier equipo temía como contrario. Incluso, varios medios de prensa italianos se deshacían en elogios con Despaigne a pesar de que era su rival más complicado. El propio Orlando Samuels lo catalogó como su hombre más confiable, su caballo de batalla.

Mantente actualizado con Telegram y disfruta nuestras historias en YouTube

¿Quieres estar siempre al tanto de la actualidad del deporte cubano? Únete a nuestro canal de Telegram: ¡lleva a Play Off en tu bolsillo! Haz click para seguirnos: Canal de Telegram Play-Off Magazine.

¿Historias de deporte cubano contadas con una mirada profunda a la vida personal de los protagonistas y la sociedad? Para disfrutar nuestras exclusivas suscríbete en: Canal de YouTube Play Off-Magazine.